Publicaciones

Azulejos tipo metro

Publicado 18/05/2018

Hay revestimientos que nunca pasan de moda pero que, a lo largo de su historia, evolucionan y viven épocas de más y menos protagonismo en la decoración de interiores. Ese es, por ejemplo, el caso delos azulejos o baldosas tipo metro.

Cuando en 1904 se inauguraba la primera línea de metro de Nueva York, pocos podían imaginar que la baldosa empleada en aquellos túneles se convertiría en un referente decorativo más de un siglo después. Hoy, el azulejo metro está presente en hogares y proyectos de interiorismo en todo el mundo, y su particular corte horizontal ha servido de inspiración para colecciones que van de lo vintage a lo más actual. Te explicamos cómo aprovechar las diferentes versiones de este clásico al servicio de tu baño o cocina.

Han pasado más de cien años desde que se introdujo por primera vez, pero la popularidad del azulejo del metro ha demostrado ser intemporal. Hoy en día existen mayores selecciones de azulejos de tipo metro y nuevos productos de moda que se ofrecen para las cocinas y baños de todo el mundo.
Quién hubiera pensado que cuando el sistema de metro de la ciudad de Nueva York abrió en 1904 las baldosas de cerámica rectangulares del diseño (piezas de 10x20 centímetros biselados) se convertirían en un elemento tan familiar. Podemos agradecérselo a los arquitectos George C. Heins y Christopher Grant LaFarge, que fueron contratados para trabajar en el metro. Se les ocurrió la idea y eligieron el azulejo en parte gracias a su versatilidad, durabilidad y características fáciles de limpiar.

Los azulejos blancos de tipo metro se han vuelto tan populares que los encontrarás en los hogares, restaurantes, hoteles y casi cualquier lugar que puedas imaginar. Si necesitas un salpicadero espectacular en tu cocina o una nueva mirada para el cuarto de baño, las baldosas de estilo metro no sonm solamente elegantes, sino fáciles de mantener y bastante duraderas al desgaste diario.

Los nuevos reyes del estilo vintage e industrial
Los azulejos tipo metro son los nuevos abanderados de la decoración de interiores vintage e industrial, así como de aquellos espacios decorados a partir de la fusión de ambos estilos. Los veremos básicamente en cocinas y baños, las dos estancias donde tiene más sentido poner este tipo de revestimiento, y principalmente en blanco esmaltado.

Quizá sea una fusión entre la pasión por el blanco pulcro del estilo nórdico y la calidez del estilo vintage o el toque más masculino del estilo industrial. En cualquier caso, los azulejos tipo metro son una fantástica opción si quieres renovar tu cocina o baño para darles un toque vintage, industrial e incluso nórdico.

El blanco es el protagonista
El color original, el más reconocible y solicitado de los azulejos tipo metro es el blanco en su versión esmaltada. Sin embargo, también los podemos encontrar en mate, biselados o sin biselar y de distintos tamaños. Se sigue utilizando básicamente en baños y cocinas por los mismo motivos que los americanos los integraron en sus casas: permiten resaltar la limpieza de los espacios y acentuar su luminosidad. Pero recientemente también los estamos viendo en todo tipo de locales comerciales con aires vintage como cafeterías, carnicerías, peluquerías, etc.

Azulejos tipo metro en negro
Era de esperar que el azulejo tipo metro blanco tuviera su lado opuesto: el negro. También en versión brillante y mate, también con o sin bisel, pero con esa ventaja que permite darle un toque más masculino al espacio. Combinado con el blanco es una delicia y un clásico incontestable.

Azulejos tipo metro de colores
Con la última evolución de los azulejos tipo metro han llegado los colores. Los hay de todo tipo y con distintos efectos en los acabados: con o sin esmaltado, con o sin bisel, con efecto craquelado o liso. Al fin y al cabo, son como cualquier azulejo de cerámica, solo que mantienen la forma y el estilo del azulejo que inundó los túneles del sistema de transporte más urbano: el metro.

Juntas, patrones y relieves
Tras la explosión de los colores, otra de las evoluciones de la decoración con azulejos tipo metro está en resaltar su forma marcando las juntas de color negro (cuando los azulejos son blancos) para generar un contraste visual y romper con el blanco predominante, como si fuera una rejilla. También se puede ver en el caso opuesto, dejando las juntas blancas con los azulejos negros, aunque esta opción es más habitual.

Por otro lado, cabe destacar que los azulejos de tipo metro no son siempre regulares, los modelos que sobresalen de forma irregular también se han puesto de moda. Del mismo modo, no tienen por qué ponerse siempre siguiendo el tradicional patrón de colocación de los ladrillos, ¡existen muchas otras opciones!

FUENTE: proyectos habitissimo