Publicaciones

CERRAMIENTOS INTERIORES

Publicado 12/06/2018




Los cerramientos, paredes o puertas de metal con cuarterones de cristal de corte industrial no son un tipo de cerramiento nuevo ni mucho menos, pero es ahora, cuando más está gustando este tipo de cerramientos para interior, entre otras cosas, gracias a su bella estética industrial. Si no sabes de lo que hablamos, presta atención porque esta estructura es algo de lo que se va a hablar – y ver – mucho durante los siguientes años.
Veamos más detenidamente este tipo de puertas y cerramientos industriales para interior funcionando en cada estancia y con un propósito diferente.

PARA SEPARAR Y DIVIDIR ESPACIOS CON O SIN PUERTAS
Esta estructura es perfecta para separar y dividir espacios haciéndolos más luminosos al no bloquear la luz y dejar que esta fluya de un espacio a otro. Además, al ser visualmente ligeras, no recargan, lo que las hace aún más adecuadas para espacios pequeños.

Podemos instalar una pared completa con o sin puerta, o media pared, e instalar la estructura a media altura encima de un muro medianero para lograr mayor intimidad, así como elegir cristales opacos si queremos mayor privacidad. Hay infinidad de opciones para adaptar este tipo de cerramiento a nuestras demandas.

COMO PUERTAS PARA DIFERENTES ESTANCIAS
Aunque su mayor virtud sea la de separar espacios por las bondades inherentes del cristal, esta estructura tipo industrial se utiliza también como puertas, en diferentes estancias y modelos, como puertas abatibles, plegables o correderas, simples o dobles. Veamos algunas puertas hechas de este tipo en plena acción.

COMO MAMPARAS DE BAÑO
Otro de los usos que podemos darle a esta estructura tan de moda es como mampara del baño. Funcionan en muchos tipos de baño de distintos estilos, como el vintage, nórdico, rustico, etc., no se limita únicamente al estilo industrial, aunque sea en este donde mejor quedan.

En este caso, en lugar de utilizar hierro, es más adecuado el aluminio, ya que la mampara va a estar expuesta al agua y a la humedad, y el hierro terminaría por oxidarse rápidamente por muy buena imprimación o instalación que la mampara tuviera. Aún cambiando el hierro por el aluminio, el acabado es espectacular, y puede que a algunos os guste más incluso.

COMO VENTANAS
A pesar de que esta estructura encaja bien en prácticamente cualquier espacio y estilo, es cierto que resulta un tanto fría tanto visual como físicamente, ya que su aislamiento térmico es escaso, o nulo, debido al hierro y al único cristal.

Para hacerlas eficaces en términos de aislamiento térmico o acústico, habría que poner al menos doble vidrio de distinto grosor cada vidrio, e incluso inyectarle algún gas inerte como el gas argón entre la cámara de aire de los dos cristales, así como mejorar mucho la estructura de hierro o aluminio, incluso sustituirla por una de PVC y el coste de una estructura así sería muy elevado.

Así pues, a menos que puedas permitirte este cambio, tienes que tener en cuenta este pequeño handicap. Aunque si son utilizadas en interior, no hay problema, el problema viene cuando las instalamos en el exterior, a modo de ventana, como las que vamos a ver ahora mismo. Son preciosas, con un acabado espectacular, pero no las recomendaría en absoluto, a no ser que estuvieran preparadas térmica y acústicamente. Aún así, aquí podemos ver espacios con este tipo de ventanas. Arrebatadores.

¿Qué te parece este tipo de cerramientos para interior?

¿Tú también te has rendido ante esta tendencia?
FUENTE www.milideas.net